La Casa de Pilatos, en Sevilla

casa-de-pilatos-1

Una de los mejores cascos históricos de Europa lo tiene Sevilla, al sur de España. No solo es muy hermoso sino que además es uno de los más grandes pues ocupa más o menos 335 hectáreas. En su red de calles y callejas está la Casa de Pilatos, un palacio considerado por muchos como el prototipo del palacio andaluz ya que combina el estilo mudéjar con el renacentista.

La Casa de Pilatos es un típico palacio recubierto de azulejos y repleto de jardines. Fue construido a fines del siglo XV por órdenes del Adelantado Mayor de Andalucía, Don Pedro Enríquez, pero fue terminado por su hijo a quien a su vez se debe el nombre con el que el palacio fue a la postre conocido: Casa de Pilatos.

¿Y por qué es que se llama así? Bueno, el hijo de Enríquez viajó a Jerusalem en 1519 y a su regresó dicen que se dio cuenta que la distancia entre la casa de Poncio Pilatos y el Gólgota era la misma que la que había entre su casa y un templete más allá de las murallas, el Cruz del Campo. La gente entonces era muy católica así que trazó un vía crucis con doce estaciones y el pueblo hizo el resto suponiendo que la casa debía ser igual a la de Pilatos.

casa-de-pilatos-2

La Casa de Pilatos tiene un patio principal de estilo andaluz con una fuente en el centro y varias estatuas, bustos de emperadores romanos, españoles y otros personajes. Hay dos jardines con rejas, zócalos y artesonados y la entrada misma al palacio es un imponente portal de mármol. En el primer piso, al que se accede por una escalera con zócalos de azulejos, las salas exhiben pinturas antiguas, cielos rasos con frescos de 1600 y muchas obras de artistas como Francisco de Goya, Lucas Jordán o Giuseppe Recco.

Los azulejos están siempre presentes pero como a sus constructores les gustaban también otros estilos en los detalles vemos estos otros estilos por doquier. Si no haz tenido aún la oportunidad de ir a Sevilla te cuento que tal vez conoces la Casa de Pialtos y no te haz dado cuenta ya que ha aparecido en varias películas: en la clásica Lawrence de Arabia, por ejemplo, en El reino de los cielos de Ridley Scott y en Misión Imposible II de Tom Cruise.

Foto 2:  vía Riangod

Tags: , ,

Imprimir


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top