Guía por Montecarlo, el glamour de Mónaco

Montecarlo

Montecarlo es uno de los distritos mas famosos y distintivos del pequeño principado de Mónaco. Basta decir su nombre para imaginar gente de mucho dinero, coches maravillosos, joyerías y lujo en cada rincón, ¿no es cierto? Un pequeño barrio en un pequeño país donde se junta el puñado de millonarios del mundo.

Y eso es lo que lo vuelve tan atractivo, precisamente. Por eso las revistas y programas de televisión que versan sobre los ricos y famosos son tan populares. La verdad es que el 90% del mundo no es ni nunca será millonario así que se entretiene viendo a quienes sí lo son e imaginando que algún día será como ellos. Así, Montecarlo se convierte en el País de las Maravillas, el glamour, la fama y el juego. Ese el cóctel que propone.

Montecarlo fue fundada en 1886 y se llamó así en honor al príncipe de entonces, Carlos III de Mónaco. Para aquella época a Mónaco no le cerraban los números y los contables andaban de mal en peor porque se habían perdido ciudades que proporcionaban buenos ingresos, así que el príncipe dio permiso para abrir una zona de balneario y casino al estilo alemán como sucedía en Baden Baden o Humborg. Así nació Monte Carlo, y fue solo el principio.

Yates de lujo en el puerto, un horizonte plagado de edificios, calles con tiendas de lujo, el premio de Fórmula 1 y una familia real con poca suerte y mucha tragedia y escándalo han proporcionado su buena cuota de fama y por ende han atraído mas turistas. ¿Pero qué vienen a ver estos turistas?

Montecarlo

El Casino de Montecarlo es uno de los mas glamourosos del mundo entero donde el traje de etiqueta es casi obligatorio aunque solo se trate de dar una vuelta. También está el Palais du Prince o Palacio del Príncipe, el palacio de los Grimaldi que está situado en el centro de Mónaco-Ville y que abre al público 15 habitaciones atrayendo más gente en el cambio de guardia diario. Hablando de Mónaco Ville, así se llama a la parte mas antigua de la ciudad, el barrio donde viven los Grimaldi, empinado y rocoso, ofreciendo vistas estupendas de la ciudad y el puerto sobre el Mediterráneo.

Y entre otros sitios también son llamativos el Jardín Exotique de 1933 con muchas plantas y flores, en general subtropicales, el Museo Oceanográfico que funciona en un edificio de 1910 con un acuario en el subsuelo que encierra 4 mil especies de animales marinos y la Catedral de Mónaco donde descansan los restos de Gracia de Mónaco. Y por supuesto, el mismo distrito es hermoso en sí mismo con sus casas, edificios, calles comerciales y bares y restaurantes. Si no quieres caminar dando vueltas lo mejor es sumarse a los paseos a pie que ofrece la Oficina de Turismo de Mónaco o el viaje en trencito, el Azur Express Tourist, que recorre el centro y llega al Palacio con guías en varios idiomas.

Bien, que el turista común y corriente no podrá disfrutar al 100% de este distrito de Mónaco ya que es un destino para millonarios. Solo ellos puedes recorrer el Círculo Dorado de tiendas con marcas como Prada, Gucci o Dior y solo ellos puedes divertirse comprando joyas y relojes en Cartier o Bulgari. Ah, hay un supermercado Carrefour, así que seguramente allí los precios sean mas baratos…

A no desesperar, de todas formas una visita a Montecarlo es un buen paseo, agradable a la vista. Un sitio bonito en un escenario hermoso.

Tags: ,

Imprimir


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top