La Alhambra de Granada, Historia y Arte

la-alhambra-desde-el-generalife

Hace calor en Granada. El pulso se me acelera. Quizás sea la visita a la Alhambra que estoy a punto de hacer, quizás la empinada cuesta de los Gomérez que ahora mismo estoy subiendo y que es la más conocida vía de acceso al que para mí es el más bello monumento que tenemos en España. Es Historia, es Arte, es pura belleza la que se dibuja al fondo. La silueta de una fortaleza nacida para ser eterna, para dominar con altivez a una ciudad rendida a sus pies, desde su colina, la de la Sabika, desde donde entre castaños y avellanos, entre olmos y abedules, acoge a los miles de turistas que cada año anhelan visitarla e inscribir en su memoria y en sus recuerdos uno de los momentos más mágicos que cualquier viajero podría desear.

Agacho la cabeza, cansado pero expectante, mientras mis recuerdos se trasladan a lo que aprendí de ella, a aquel año de 1.238, cuando el rey Muhamad I decidió construir semejante maravilla. En ella, piedra por piedra, dejó toda la poesía de una civilización rica en su cultura. Grandes años aquéllos que pudieron vivir, en que España era el centro del mundo, de todos los sabios y cultos que buscaban refugiarse al Sol de Granada o al de Córdoba para disertar, para prender, para discurrir e idear, y por suerte para nosotros, para dejar su huella por siempre.

Cuando al fin paso bajo la Puerta de la Justicia, la de entrada a todo el conjunto monumental, poco a poco voy recordando todos y cada uno de sus palacios, de sus estancias, patios y jardines: cada uno con su historia, cada uno de su época y con sus propios rasgos…

LA ALCAZABA

La Historia de Granada cumple uno de sus momentos culminantes en la Torre de la Vela. Allí se alzó la Cruz de los Reyes Católicos nada más tomar sus tropas la ciudad nazarí y entrar en la Alhambra. Era el 2 de enero del año 1492.

Este será nuestro primer momento importante en nuestra visita. Pero antes, tras cruzar la Puerta de la Justicia nos habremos encontrado con la Plaza de los Aljibes, donde están las taquillas y la tienda donde adquirir algún mapa si es que no lo tenéis ya. A la izquierda se encuentra la parte fortificada, la zona de la Alcazaba, donde destaca la mencionada Torre de la Vela desde la que se divisa toda Granada. Era lógico que allí los reyes Católicos emplazaran la Cruz para así mostrar al pueblo que la ciudad había sido tomada; un indudable golpe de efecto de consecuencias fatales para los musulmanes.

Junto a la Torre de la Vela, se encuentra el Patio de las Armas también de gran valor histórico.

No dejéis de tomar fotos desde aquí porque las vistas del barrio del Albaicín son sencillamente espectaculares.

LOS PALACIOS NAZARIES

El lento paso de la Historia se distingue en esta zona de la Alhambra. Los Palacios son la mejor muestra de toda aquella cultura: una auténtica joya que mana belleza allá donde se la mire y que una vez más nos llevarán a intentar imaginar las muchas historias que allí se vivieron.

Allí, en el Mexuar, la primera sala que vamos a encontrarnos, se reunía el Gran Tribunal del reino; una sala que fue reedificada en época cristiana, pero que fue creada, junto con el Cuarto Dorado, por Yusuf I. Sin embargo, las posteriores etapas que vivió le dieron otros aires, como las cuatro columnas centrales de esta sala o las paredes de azulejos en los que puede verse el escudo de la casa de Carlos V.

Yusuf I fue uno de los principales valedores de la Alhambra de Granada. A él le debemos mucho de esta magnífica construcción de la que hoy pueden presumir los granadinos. Precisamente, el afamado Palacio de Comares fue construido por él, junto con su no menos conocido Patio de los Arrayanes. Esta es una zona realmente preciosa, que destaca precisamente por los arrayanes que le dan nombre y que están colocados de forma milimétrica alrededor del estanque. Ahí se reflejan las labradas columnas y arcos de su alrededor, resaltado aún más si cabe por el impoluto mármol blanco de su suelo. Una maravilla visual, sin duda.

Al hijo de Yusuf, Mohammed V le debemos la parte más famosa y fotografiada de la Alhambra: el Patio de los Leones, conocido así por su fuente central con doce leones surtidores de agua. Una vez más, es el silencio, el recogimiento, la tranquilidad, la paz… te ayuda a pensar en Mohammed, paseando por allí, libro en mano, sin más ruido que el leve discurrir del agua saliendo de la boca de los leones… y sí, envidias ese momento, de estar allí sólo, con tus pensamientos, con tu lectura, sólo rodeado del barroquismo de sus arcos y sus columnas…

A cada lado del Patio, comunicados con éste, están las dos siguientes salas: la Sala de los Abencerrajes, y la Sala de las Dos Hermanas. Más adelante las estancias privadas de Carlos V y los jardines del Partal

Historias y más historias. Secretos y más misterios. Anécdotas y curiosidades

torre-de-las-damas-y-jardines-del-partal

El Palacio de Carlos V

No voy a decir que no sea bello, ni mucho menos, pero quizás por mis preferencias históricas, la nostalgia y el recogimiento de las salas que acababa de pasar, no me dejaron sentir de la misma forma estas estancias. Me pareció, sinceramente, un añadido a aquella magnífica fortificación que incluso podría llegar a desentonar con el resto del conjunto.

El palacio de Carlos V fue construido en el año 1526 y se encargó su construcción a Pedro de Machuca. Su estilo, renacentista, y su mayor logro, el patio central, en forma de círculo y con una extraordinaria dimensión de 31 metros de diámetro.

Los jardines del Generalife

Por último, los más bellos jardines que yo haya visto hasta ahora en España (y los hay y muchos): los jardines del Generalife. Si en el interior del conjunto arquitectónico su historia nos embargaba y nuestros ojos se inundaban de su belleza, aquí ya no es sólo la vista, es el olfato y el oído los que se riegan de la armonía de unos jardines creados para la paz interior.

Nada mejor para descansar de toda la visita que finalizarla aquí, paseando entre sus cipreses, entre los arrayanes, entre los naranjos, entre las muchas y exquisitas fuentes y siempre bajo la atenta mirada de los ventanales de la Alhambra. El Patio de la Acequia, el más famoso, el Patio de los Cipreses… cada uno con un nombre propio y cada uno con su propia historia..

Nuevamente los secretos, las historias de amor y de engaños. ¡Qué mejor sitio que unos jardines, escondidos a los ojos de todos, que uno de estos patios donde cuentan las leyendas que la mujer de Boabdil se encontraba en secreto con uno de sus caballeros. Éste, de la familia de los abencerrajes, trajo la maldición a toda su estirpe, pues al ser descubiertos, el Sultán ordenó degollar a todos los más importantes señores de los abencerrajes.

Una más de las muchas historias y leyendas de la Alhambra que tanto gustan oír.

Dejadme acabar mi pequeño relato de una gran Historia con una poesía o una oración, según quiera entenderse que reza en la misma fuente del Patio de los Leones, un reflejo más de aquella sabiduría que gobernó los destinos del mundo durante años:

“Es un amante cuyos párpados rebosan de lágrimas,
lágrimas que esconde por miedo a un delator.
¿No es, en realidad, cual blanca nube
que vierte en los leones sus acequias
y parece la mano del califa, que, de mañana,
prodiga a los leones de la guerra sus favores?”

INFORMACION PRACTICA DE LA ALHAMBRA DE GRANADA

  • Horarios:
    • de noviembre a febrero:
      • diurno: lunes a domingo: de 8,30 h. a 18 h.
      • nocturno: viernes y sábados, de 20 h. a 21,30 h.
      • las taquillas abren media hora antes y cierran una hora antes.
    • de marzo a octubre:
      • diurno: lunes a domingo: de 8,30 h. a 20 h.
      • nocturno: viernes y sábados, de 22 h. a 23,30 h.
      • las taquillas abren media hora antes y cierran una hora antes.
  • Precios:
    • visita diurna: 12 €
    • visita nocturna: 12 €
    • visita a los jardines: 6 €
    • mayores de 65 años y pensionistas: 7 €
    • discapacitados y menos de 8 años: gratis
  • Compra de entradas:
    • os recomiendo que la compréis con suficiente antelación
    • si lo hacéis así, podéis comprarlas a través de La Caixa, por internet, o por serviticket
    • también podéis adquirirlas en las mismas taquillas de la Alhambra
    • tened en cuenta que el número de visitas al día es limitado y que suele estar lleno, si lo dejáis para última hora.
    • Página oficial: sitio web

Fotos via: Alhambra de Granada

(Versión en inglés)

Tags: , , , ,

Imprimir


2 comentarios

  1. Rosa Maria Rios Langle dice:

    Cuando programe un viaje a España, lo primero que hare, sera visitar la Alhambra, en Granada, lugar bellisimo e indescriptible en palabras, hay que verlo en vivo y en directo.Gracias mil.

  2. José Juan Marcos dice:

    Para muchos, el monumento más bello de España, Rosa María.

    Un saludo.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top