Guía de atracciones en Tonga, perla del Pacífico sur

tonga

¿Te gustaría pasar unas vacaciones en el Pacífico? ¿Es muy lejos? Pues mejor, estás más alejado de todo lo que conoces. Sí, ya se, el billete de avión no es muy barato pero hay destinos que sí lo son así que el precio de uno lo compensas con lo otro. Por ejemplo, está Tonga. El Reino de Toga es uno de los destinos turísticos mas baratos del Pacífico Sur así que tu dinero vale más que en Tahiti o que en Hawaii, por ejemplo. Además es un país donde no hay problemas con los cheques de viajero y las tarjetas de crédito así que puedes autofinanciarte. La propina no es obligatoria, por otra parte.

Además, Tonga tiene ciertas ventajas que le suman atractivo: su situación geográfica más al sur hace que hace que sea un sitio mas fresco y sin tanta humedad como sus vecinos. Incluso en invierno puedes requerir un abrigo ligero, momento que coincide con la llegada de las ballenas a la costa, entre junio y octubre. Esta es la principal temporada de turismo pero si vas fuera de ella los precios son todavía mucho mejores. Llegas directamente desde Los Ángeles, desde Australia o Nueva Zelanda y en general los vuelos son de regularidad semanal así que tenlo en cuenta a la hora de organizarte.

¿Pero cuáles son las mejores atracciones de Tonga? Apunta esta guía para no perderte ninguna:

. Observación de ballenas: las ballenas jorobadas llegan a partir de junio a las costas de Tonga y es entonces que las agencias organizan tour a bordo de barcos para ir a observarlas. Son animales elegantes, movedizos y cantarines. Llegan aquí para alimentarse y dar a luz a sus crías y suelen quedarse hasta noviembre. Hay muchas empresas que organizan los paseos, muchas, así que solo elige la que mas te convenga.

. Buceo: no hay temporada fija para bucear en las aguas de Tonga y puedes hacerlo todo el año. Las costas tienen arrecifes y jardines de corales, algunos naufragios, cuevas marinas, muros volcánicos, pináculos impresionantes y demás. Es un mundo maravilloso el mundo submarino y en este sentido también encuentras muchas agencias que ofrecen viajes diarios. Muchas tienen sus oficinas centrales en Vava’u, la capital de Tonga, en la marina Fangafoa.

. Navegación: a Tonga la puedes disfrutar desde tierra o desde el mar. Pasear en velero alrededor de sus islas es una bonita experiencia pues sus aguas son profundamente azules y tienen mucha visibilidad aún a los 30 metros. Te puedes ir a conocer las islas e islotes y hay muchos sitios para echar anclas de manera segura. Puedes sumarte a un tour de varios días para explorar todo o puedes hacer paseos cortos para conocer ciertas islas o ciertas atracciones de los alrededores como cuevas, playas, sitios de inmersión, sitios de pesca y demás. Si no tienes tiempo para excursiones largas no dejes de conocer la Isla Eukafa, una isla deshabitada con hermosas playas de arenas blancas y muchas aves.

. Paseos en Kayak y canoa: te puedes sentir un polinesio a bordo de una de estas embarcaciones, disfrutar del día de sol, el viento marino, el agua turquesa y los paisajes costeros.  Pasear en kayak o en canoa es una muy buena manera de salir de exploración y si coincides con la fecha de las ballenas pues mucho mejor.

. Surf: Tonga también es un destino de buceo, en especial sobre la costa oeste de Tongatapu, en la playa Ha’atafu. Tienes hotel y todo y puedes contratar tours que incluyan medio día de sur u otros deportes. Más allá de la isla principal hay muchas otras islas con buenas condiciones para hacer surf.

. Excursionismo: la belleza de Tonga no es solo de la costa hacia afuera sino también de la costa hacia adentro. Hay bosques situados sobre la costa sur con densa vegetación tropical y playas salvajes. Bosques lluviosos con flora y fauna ejemplar, cuevas, cascadas, estanques y senderos que se internan y recorren kilómetros de este mundo. Puedes contratar un guía para no perderte lo mejor del Parque Nacional Eau.

. Paseos en karting: finalmente, un poco de adrenalina petrolera. Hay un circuito de 40 km que puedes hacer a bordo de un karting que te lleva por aldeas, miradores y plantaciones. Los paseos duran 3 horas de golpes, saltos y risas pero vale la pena. Se ofrecen entre lunes y sábados.

Foto: vía Jasons

Tags:

Imprimir


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top