Escapada a Palermo, en Sicilia

villa-palagonia en Palermo

Este circuito en automóvil y barco nos invita a vivir una jornada especial en Palermo con aires árabes y normandos, para luego conocer el patrimonio cultural de  Bagheria, la ciudad púnica de Solunto  y pasar una velada en la sorprendente Cefalú. Desde allí, una breve visita a Lipari o Vulcano y de regreso a Palermo, ciudad a la que es muy fácil llegar ya que el Aeropuerto Falcone Borsellino, en Punta Raisi, se encuentra a sólo 30 Km. al oeste de la ciudad.

Palermo es una ciudad sorprendente que nos conquistará: es la capital de Sicilia, y sus habitantes alegres y curiosos son los verdaderos protagonistas de esta ciudad en la que conviven iglesias normandas, fastuosos mosaicos y antiguos palacios… Venciendo mitos y leyendas, Palermo, bulliciosa y monumental,  nos invita siempre a volver.

Hay mucho para ver y hacer en esta ciudad que es un verdadero cruce de civilizaciones,  fundada por los fenicios en los siglos VII y VIII a.C. y centro comercial de los griegos en Sicilia; de allí proviene su nombre, “Paranormos” en griego, por su fácil acceso al mar, que se transformó en Panormus para los romanos y Balharm para los árabes.

Precisamente vamos a recorrer la parte árabe y normanda de la ciudad. Los árabes estuvieron aquí a partir del siglo IX aportando un gran desarrollo pues fue capital de un importante emirato que se extendía desde el Cassaro (ksar) hasta la Kalsa, hacia el mar, lleno de palacios y jardines. Los normandos, que fueron la potencia dominante a partir del siglo XI, continuaron con la obra árabe y construyeron iglesias y palacios como los de Zisa y Cuba. Fue un período de gran prosperidad que se extendió hasta el siglo XIV, caracterizado por la convivencia y tolerancia entre las culturas árabe, judía y cristiana.

Ahora nos dirigiremos hacia el oeste: nos espera Bagheria, una de las ciudades más importantes, donde visitaremos su principal atractivo que son las villas barrocas. Entre éstas se destaca Villa Palagonia, llamada también Villa de los Monstruos, llena de curiosidades y donde todo nos devuelve una imagen distorsionada. Fue construida por Francesco Ferdinando Gravina, príncipe de Palagonia. Es cóncava en la fachada y convexa en la parte trasera; en el jardín se exhiben sesenta estatuas grotescas y en el interior hay un Hércules desproporcionado. El máximo de extrañeza se percibe en el Salón de los Espejos ¡que nos devuelve nuestra propia imagen deformada!

Desde Bagheria partiremos hacia Solunto, las ruinas de una ciudad de la época púnica con una ubicación increíble, en la cima del Monte Catalfano a 217 metros sobre el nivel del mar. Solunto posiblemente sea una palabra púnica que significa roca; fue fundada por los cartagineses en el siglo IV a.C. y su diseño en damero fue realizado por el urbanista Hipódamo de Mileto. Las viviendas junto a la montaña, estaban comuinicadas por empinadas escaleras. Entre los tesoros que guarda la antigua ciudad hay un mosaico con la figura de una “esfera armilar”, representación de la bóveda celeste y los doce signos del zodíaco.

A 68 Km. de Palermo se encuentra Cefalú, con sus playas de arena fina, tranquila y de ambiente familiar. Es una de las ciudades más atractivas de Sicilia, y nos espera con su viejo puerto pesquero, sus pintorescas callejuelas y las casas patricias con fachadas esculpidas; no dejen de visitar la catedral, el Museo Mandralisca y la vista panorámica desde su emblemática roca.

Llegando ya al final de nuestro recorrido y fin de semana, visitaremos las islas de Lipari y Vulcano; pertenecen al grupo de las Eolias y Lipari es la más grande y poblada. Sólo se puede llegar en barco, y hay enlaces diarios desde Palermo.

Si la idea es quedarse, les recomendamos buscar alojamiento en Palermo, Cefalú y Lipari o Vulcano. Se debe reservar con anticipación. Comer no será problema: en todos los lugares a visitar hay restaurantes para todos los gustos y presupuestos, platos abundantes y pastas excepcionales.

Foto: Vía Panoramio

Tags:

Imprimir


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top