Camprodon, a los pies de los Pirineos en Gerona

Camprodon

¿Qué me decís de los pueblos pintorescos que hay en la provincia de Girona?, ¿os apetece una escapada de fin de semana?. Porque, como se suele decir, haberlos, los hay, y muchos y muy variados. La mayoría de ellos están considerados auténticos pueblos con encanto, entre los que habría que destacar a Besalú, Pals, Peratallada o Camprodón entre otros.

Precisamente Camprodón fue el último que tuve la oportunidad de descubrir hace bien poco. Está situado a 80 kilómetros al noroeste de Girona, en la comarca del Ripollés, muy cerquita ya de las primeras estribaciones de los Pirineos. Un lugar muy turístico; tanto es así que son muchos los barceloneses que tienen fijada aquí su segunda residencia desde que, a principios del siglo XX, los médicos de la zona recomendaran sus aires para mejorar la salud.

Nada más llegar a Camprodón nos encontramos con una de las típicas postales del pueblo, el puente de piedra sobre el río Ter. El Pont Nou fue construido en estilo románico en el siglo XII y tiene un solo ojo de más de veinte metros de diámetro por casi catorce en su punto más alto. Tiene una pequeña torre en uno de sus extremos, en cuya hornacina hay una imagen de San Roque vestido de peregrino y con su inseparable perro.

El Pont Nou es el más conocido de Camprodón, aunque hay muchos otros repartidos por el pueblo. Después de disfrutar con las vistas de las casas colgadas desde el puente, nos queda ahora perdernos en el laberinto de sus pequeñas callejuelas empedradas, un casco viejo realmente muy bien conservado y que nos llevará, si seguimos el carrer Valencia, hasta el Monasterio de Sant Pere.

Este monasterio fue consagrado a principios del siglo X, y está situado en la Plaza de Santa María. Se puede decir que alrededor del mismo se fue construyendo poco a poco Camprodón. Hay otros monumentos que no debemos perdernos, como la Iglesia de Santa María, construida en el siglo XIV, y que cuenta con una única nave muy amplia, así como la Iglesia del Carme en la plaza del mismo nombre.

Sería interesante visitar también el Museo Isaac Albéniz, dedicado al famoso compositor local y que alberga una colección con sus objetos personales, además del piano de su infancia. El Museo de la Retirada es otro de los lugares a conocer, un museo bastante curioso ya que en su colección veremos las armas y los objetos personales que los republicanos dejaron atrás durante su retirada a Francia.

Camprodon es uno de los pueblos más bonitos y turísticos de la provincia de Girona. Un fin de semana lo podéis aprovechar para perderos por sus calles, disfrutando de su aire saludable, de sus monumentos y de sus vistas.

Foto Vía Gaudi All Gaudi

Tags: ,

Imprimir


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top